Publicidad Minimalista: ¡Quédate corto mientras dices mucho!

“Have a break, Have a KitKat”, el anuncio a continuación justifica acertadamente el enfoque minimalista de la compañía para publicitar el producto sin usar las palabras y usar el producto. ¡Sí! El anuncio minimalista es la NUEVA moda y las compañías lo están abrazando con los brazos abiertos. En la era de la publicidad minimalista, la simplicidad es hermosa; los anuncios tachonados de la estrella “Dhinchak” ahora están pasados. Las empresas que no la adoptan faltan en la carrera. Es la “necesidad”, no la invención. El arte del Minimalismo no es nuevo; se remonta a la década de 1960, donde los artistas optaron por la simplicidad sobre la expresión de ideas complejas.

La publicidad minimalista busca eliminar todo el ruido visual del anuncio y centrarse en ofrecer el contenido directamente. En la era donde lo digital está en todas partes y las personas no tienen tiempo para pasar y leer todo el anuncio, el anuncio minimalista es la necesidad de la hora. Los Millennials se están alejando de los anuncios en gran medida gráficos hacia los simples. ¿Qué son exactamente los anuncios minimalistas? La gente se está volviendo digital. Quieren que todo esté bien en los teléfonos móviles, justo en frente de sus ojos. En el mundo en rápido cambio, la gente quiere cosas nítidas que sean fáciles de recordar y que les lleven a la mente. El componente básico de la Publicidad Minimalista es:

✓ Sin gráficos complicados

✓ Mensaje Impactante

✓ Pocas o (No) palabras

✓ Color sólido

Contrariamente a las vallas publicitarias pasadas y al cartel publicitario, este enfoque cree en el fondo sólido pulcro y limpio. El mensaje en sí es tan poderoso que no se requiere una decoración gráfica. A veces la ausencia de palabras lo dice todo.

FedEx con esta impactante publicidad mostró la entrega internacional fácil y temprana. El fondo que representa a los dos países con sus colores sutiles atrae fácilmente la atención del espectador y puede relacionarlo con los mapas del país. Sin utilizar una sola palabra, pueden expresar el significado de la entrega rápida y sin problemas por la que son conocidos.

¡Lo que se ve se vende! El empaquetado minimalista también es la nueva tendencia. En los últimos tiempos, el departamento de envasado de productos también se vio influido por él y las marcas renovaron todo el embalaje de sus productos. Tanto M & M como Pringles, los líderes en su propio mercado, han adoptado esta estrategia de empaquetado en alineación con el Anuncio. Solo crear un anuncio sin tener un canal de comunicación fluido es como “cocinar alimentos para vender sin tener un restaurante”. Los modos convencionales de anuncios impresos se han adoptado para diseminar el mensaje de forma minimalista. Nos encontramos con estos anuncios en periódicos, revistas, vallas publicitarias, carteles en las carreteras, paradas de autobuses, estaciones, pilares de metro, baños públicos y donde no.

El mensaje se muestra de manera tan sucinta que los espectadores no tienen que estresarse mucho en sus ojos, a diferencia de los anuncios impresos de texto. ¡Sin embargo, un buen coeficiente intelectual es muy necesario! La singularidad radica en la creatividad y el diseño detrás de este tipo de publicidad. Las empresas intentan hacerlo corto, nítido e ingenioso. La gente tiende a recordar cosas ingeniosas y cosas que los hacen reír, y estos anuncios sí lo hacen.

Por: Jatin Singhal